lunes, 14 de agosto de 2017

La importancia de la Hidrtatación

Por: L.N. Jhonatan Armas y L.N. Claudia Ramírez

Cuando hablamos de hidratación, hacemos referencia a la reposición de líquidos que deriva de la  deshidratación, que nos indica una pérdida de líquidos. El agua es el componente más abundante del cuerpo humano constituyendo el 60 al 70% de este, haciéndolo esencial para la vida. El agua no sólo es necesaria, es vital para el cuerpo, y que éste lleve sus funciones correctamente. 

Las fuentes de líquido son las bebidas en general, el agua que proviene de la ingesta de los alimentos, por ejemplo, las sopas, las frutas,  la leche, entre muchos otros, y además del agua producida por el metabolismo humano. 

Existe un equilibrio entre la ingesta y la excreción de líquidos por parte del organismo. El consumo de agua simple es la mejor forma de hidratar al cuerpo, además de que es necesario para el metabolismo ya que está implicada de forma directa en diferentes funciones:

  • Regulación de la temperatura
  • Aporte de nutrientes a las células musculares 
  • Eliminación de sustancias de deshecho 
  • Lubricación de articulaciones 
  • Regulación de los electrolitos en sangre 
Las necesidades de agua simple, varían según las actividades, el ambiente y hasta el lugar de residencia. Según las recomendaciones para la población mexicana se sugiere tomar de 750ml a 2000ml (2lt) de agua simple al día.

La falta de agua, llamada deshidratación, afecta los procesos cognitivos, los estados de ánimo, disminuye la termorregulación, reduce la capacidad cardiovascular y afecta la capacidad de trabajo físico. Se ha documentado que la deshidratación crónica eleva el riesgo de padecer cáncer de vejiga. Un síntoma que nos dice cuando uno está deshidratado, es la sed; mantente alerta a este síntoma ya que tomar agua sólo cuando se siente sed no es lo correcto.



La deshidratación puede ser provocada por diferentes y diversas razones como lo es la falta de ingesta de líquido en cantidad adecuada, las dietas estrictas, el clima muy caluroso, entre otros factores. 

Para mantenerte hidratado, no es necesario tomar exceso de agua como pudiera ser "la moda" con la cual llegan a tomar hasta 3 litros de agua al día y aparte los líquidos que se incluyen los alimentos. Simplemente consume el agua poco a poco, a traguitos pequeños y no de manera rápida ni en gran cantidad y no te esperes a tener sed para tomar agua, así que hidrátate y mantente saludable. 




No hay comentarios:

Publicar un comentario